29 jul. 2020

LA VOZ DE LOS ESCRITORES

2 comentarios:

Alfred dijo...

Al final, también todos tienen sus limitaciones.

Besos.

Francisco Espada dijo...

Tuve la suerte de conocer a Julio Cortázar. Yo le miraba hacia arriba, no solo por admiración, sino por que me sacaba varias tallas. Hablaba dulcemente arrastrando la erre, cordial, muy educado... me regaló su último libro, aquel que había venido a presentar. Un gran recuerdo.